21 de diciembre de 2010

Siguen retando la moratoria los estudiantes de Río Piedras

Por Gamelyn Oduardo Sierra

Con la puntualidad del toque del campanario de la Torre de la Universidad de Puerto Rico (UPR) en Río Piedras, cientos de estudiantes se congregaron frente a la emblemática torre para continuar las manifestaciones del octavo día de huelga estudiantil.


Los estudiantes llevaron a cabo un piquete ante los ojos avisores de la Policía de Puerto Rico, que no tardó en movilizarse hacia el área en donde se expresaban los manifestantes. En cuestión de minutos apareció un contingente de la Fuerza de Choque, mientras un oficial de alto rango daba el aviso de que manifestarse dentro de los predios era ilegal.


Simultáneamente, Waldemiro Vélez, se dirigió a la multitud. El líder estudiantil, de la Facultad de Ciencias Sociales, en días recientes ha estado en el ojo público por una advertencia que le hiciera el Superintendente de la Policía, José Figueroa Sancha.  “Si Waldemiro entra, será arrestado” dijo Figueroa Sancha ante la prensa del país la semana pasada.“Nos tienen miedo, porque no tenemos miedo. Esta lucha ya sobrepasó las paredes de nuestra institución, esta lucha se va a dar en la calle, porque es una lucha por nuestros derechos civiles y constitucionales. El momento de luchar es ahora,” dijo Waldemiro a los manifestantes, quienes irrumpieron en aplausos.


El piquete siguió su rumbo y se convirtió en una marcha que salió del Recinto por el portón peatonal de la Avenida Gándara y continuó por el pueblo de Río Piedras hasta llegar a la Avenida Ponce de León.  Una vez frente al portón principal de la UPR, los estudiantes obstruyeron el tránsito y llevaron a cabo otro piquete al cual se unieron decenas de personas. 


Allí se hizo un llamado a todos los estudiantes para que se unan a sus comités de base por facultad y la Representante del CRE, Xiomara P. Caro, se dirigió a los manifestantes. “Hay que prepararnos para una lucha, que tal vez requiera una movilización como la de Vieques, que requiera una movilización tal vez aun más intensa. Tenemos que prepararnos para llegar aquí, más de un millón de ciudadanos, para entrar a la Universidad cuando nos de la gana, y entonces el gobierno se dará cuenta de a quién verdaderamente le pertenece la Universidad de Puerto Rico.” expresó Caro, ántes de concluír la manifestación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada