29 de mayo de 2010

Cátedra UNESCO suscribe Declaración sobre la educación superior en la UPR

Por María de Lourdes Martínez Cordero

En el día de ayer los miembros de la Cátedra de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO, por sus siglas en inglés) de Educación Superior de la Universidad de Puerto Rico, suscribieron la “Declaración de la Cátedra UNESCO de Educación Superior de la Universidad de Puerto Rico, Recinto de Río Piedras sobre la situación de la Universidad de Puerto Rico en el panorama mundial de la Educación Superior”. Mediante esta declaración, los profesores y profesoras hacieron un llamado al diálogo, “fundamentado en los principios y postulados de este organismo mundial”. En la declaración, también exhortaron al gobierno de Puerto Rico y a la gerencia unviersitaria de la UPR a unirse a los postulados de la Declaración de Educación Superior del 2009, que reconoce “el valor de la educación superior y la responsabildiad de los Estados para financiar y apoyar el bien públcio social de la educación superior”.

Los postulados de la UNESCO en cuanto a la cátedra de la educación superior fueron establecidos desde año 1998 en su primera “Declaración mundial sobre la educación superior” que fue el fruto de la “Conferencia Mundial sobre la Educación Superior” celebrada ese año y que fue reafirmada y expandida en una segunda conferencia en el 2009. Dicha declaración hace hincapié en la importancia del acceso a la educación durante toda la vida para así forjar una nueva visión de la educación superior y promover un mundo con mayor acceso al conocimiento.

En su Artículo 3, la “Declaración mundial sobre la educación superior” esboza las razones para que se promueva el igual acceso a la educación. Establece que, conforme a la Declaración Universal de Derecho Humanos, “el acceso a los estudios superiores debería estar basado en los méritos, la capacidad, los esfuerzos, la perseverancia y la determinación de los aspirantes y, en la perspectiva de la educación a lo largo de toda la vida”. Dicha aspiración no admite alguna discriminación económica, por sexo, religiosa ni cultural. Además, la declaración dispone que “las instituciones de educación superior deben ser consideradas componentes de un sistema continuo al que deben también contribuir y que deben fomentar, que empieza con la educación para la primera infancia y la enseñanza primaria y prosigue a lo largo de toda la vida”.

La cátedra UNESCO de la UPR, tiene su sede en la Facultad de Educación del Recinto de Río Piedras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada